Recetas rápidas

Galletas de mantequilla y hierbas tan diferentes como deliciosas

- Por

Las galletas de mantequilla son una de las recetas favoritas de todos, pero con hierbas son una locura, atrévete a probar algo diferente con esta deliciosa receta.

Galletas de mantequilla con hierbas

El origen de las galletas de mantequilla, se remonta al siglo XII, dónde se recoge la primera receta escrita. Es de origen Británico, y son muy populares para acompañar el té. Las galletas en origen apenas llevaban azúcar y eran más compactas que las que conocemos hoy en día.

Una galleta era una oblea plana y delgada, dura, cuadrada y » doblemente cocida» Su origen y su evolución son evidentes en los nombres que ha recibido a lo largo de la historia. Alrededor del s.III a.c, la galleta apareció en Roma como un delgado bizcocho: bis coctum en latín, literalmente » dos veces cocido «, como alusión a su poca humedad en comparación con la del pan o la de un pastel.

Para ablandar estas galletas, los romanos solían mojarlas en vino y hoy te enseñamos a crear unas deliciosas galletas con hierbas.

Ingredientes

  • 250 g. mantequilla compuesta sabor a limón
  • 150 g. azúcar
  • 350 g. harina de trigo
  • 1 cucharada esencia de vainilla
  • Un poco de azúcar para espolvorear
  • Romero
  • Salvia
  • Tomillo

Galletas de mantequilla con hierbas

Preparar Galletas de mantequilla de limón y hierbas

Si te gusta la torta de limón, probablemente también te encanten. Tienen esa reconfortante textura clásica de galletas de mantequilla, pero el sabor definitivamente se eleva gracias a las hierbas. Las hierbas más comunes para este tipo de galletas son el romero, el tomillo, la salvia o incluso las hojas de té de Earl Grey.

  • Mezclas la mantequilla con el azúcar en un bol grande para obtener una pasta ligera.
  • Añades la esencia de vainilla. Mezclar la harina con la mantequilla tamizándolos. Cuando estén bien integrados, añadir la mezcla poco a poco, en unas tres tandas y trabajar la masa con las varillas de la amasadora para conseguir que quede uniforme.
  • Extiendes la masa sobre la mesa para cortar la forma de galletas que más te agrade, agregas las hierbas sobre cada galleta ejerciendo un poco de presión para que se fijen en la masa. Ubicas sobre una placa de horneo previamente engrasada dejando un poco de distancia entre una y otra galleta.
  • Llevas al horno previamente caliente a unos 180º durante unos 10-12 minutos.
  • Déjalas reposar por unos 10 o 15 minutos, yo se que la tentación de probarlas es fuerte pero frías adquieren una crocansia sensacional y no perderán la forma que les diste con tanto cuidado antes de ingresar al horno.

En poco tiempo el aroma tradicional de las galletas integrado con los que nos regalan el tomillo, la salvia y el romero te convencerán de haber horneado algo completamente delicioso.

Otras hierbas que vendrían muy bien para esta preparación son la menta y la albahaca, estas son mis preferidas. No olvides acompañar esta deliciosa preparación con el vino que más te agrade.

Si prefieres evitar el alcohol, la leche (mejor si es tibia) también es un excelente acompañante para estas riquísimas galletas.

Tenemos otras recetas fabulosas que podrías alegrar tus días con muchos ánimos de cocinar cosas deliciosas:

Esta receta de galletas de mantequilla te cambiara la vida

Top 10 Recetas de galletas más fáciles, rápidas y deliciosas

La caspiroleta colombiana, una preparación que expresa 2 cosas: cuidado y protección

3 Postres con galletas para probar, repetir y compartir con tus amigos